Cazuela de pollo con arroz

Ración de 100g. tiene dentro:

  • Calorías 366 kcal
  • Proteína 26,6 g
  • Hidratos de carbono 81,6 g
  • Azúcar 2,08 g
  • 2

    Elaboración de la Olla de Chiles

    1. Primero, condimenta el pollo con sal, pimienta y comino y fríelo en una sartén con algo de aceite, unos tres minutos por cada lado. Reservar el pollo y en exactamente la misma cazuela añadir la cebolla, el pimiento colorado y la zanahoria rallada, sofreír hasta el momento en que la cebolla se dore. Entonces añada el ajo y el arroz y cocine por un minuto.
    2. Lavar y mondar las patatas. Nosotros reservamos.
    3. Entonces volvemos a poner el pollo en la cazuela y ponemos asimismo las patatas, el pimiento cortado en juliana fina, la calabaza, el apio, el perejil, el orégano y el maíz. Añade 3 litros de agua y en el momento en que comience a hervir, disminuye el fuego.
    4. Hervir todo a lo largo de unos 20 minutos, sacando la espuma que sale para ablandar el plato. En el momento en que te queden 5 minutos, añade las judías verdes y cocina todo. Verificamos que las patatas y el arroz estén bien cocidos y corregimos de sal y pimienta negra recién molida.
    5. Mi recomendación de ser útil es emplatar todo con pollo, papas, zapallo y choclo, espolvoreado con cilantro o perejil fresco al gusto de cada comensal. En la mayoría de los casos, se sirve con una ensalada y es bueno como plato sin dependencia, así sea una sopa abundante o un estofado.
    6. Asimismo se puede elaborar una salsa o pebre con cilantro, cebolla, ajo, tomate y guindilla, aderezado con sal, aceite de limón y unas gotas de vinagre, y que cada uno de ellos pone al gusto, le da un gusto tacto, con un punto picante que queda exquisito. ¡Disfrute de su comida!
    • Si no contamos o no nos atrae el cilantro, tenemos la posibilidad de reemplazarlo por perejil, que asimismo le va a dar un gusto increíble.
    • Las judías verdes o judías verdes (asimismo se tienen la posibilidad de localizar bajo los nombres de judías verdes, judías verdes, chaucha, ​vanitas, ​habichuela o judías verdes) se cortan en juliana final y si no nos persuade el verde judías, se tienen la posibilidad de reemplazar por guisantes o guisantes y el resultado va a ser muy afín.
    • La receta asimismo se puede elaborar con costillas de cerdo o ternera en vez de pollo, lo que le da un toque diferente al plato. Y si deseas cocinarlo con otro género de carne y cortes de ella, te invito a la gallina de ganso, que es alargada, sin nervios y sin grasa interna, o el choklilo de corte redondo, alargado y con algo de grasa. Asimismo merece la pena el osso buco con hueso, fibroso y gelatinoso pero riquísimo, o la paleta, de color triangular y color colorado.
    • Esta sopa queda considerablemente más rica con caldo de pollo o de ave que con agua, pero les lo dejo a nosotros.

Deja un comentario