Humus de pimientos del piquillo

Ahora sabéis que me gustan mucho estos ensayos. Todo el hummus que poseemos en el blog es exquisito y se puede realizar en un sinfín de sabores. El de la remolacha es un éxito. ¿Te dije que entre las cafeterías a las que voy tiene la receta de hummus de remolacha de VC? Ya que vete al Café de la Luz, en Malasaña…

En esta ocasión abrí una lata de pimientos del piquillo y la escurrí y le puse algo de pimiento colorado -ingrediente que jamás falta en el hogar- le puse guindilla y otro pimentón dulce y muy excelente resultados. .. fallecer por. Si lo haces, déjalo en el frigorífico un rato a fin de que cuaje y coma. Con crudités o con pan… a tu manera.

Preparación del hummus de pimiento

Picar la guindilla en un mortero con una cucharada chica de sal. Con un molinillo eléctrico, triture el ajo, los garbanzos, el comino, el chile y el tahini y triture hasta el momento en que se forme una pasta despacio. Añada sal y pimienta. Añada jugo de limón, al gusto.

Si la huma queda bastante densa, se puede añadir una medida pequeña de agua de garbanzos. Sirve el hummus en un bol con un chorrito de aceite de oliva y pimentón, acompañado de pan de pita.

Hummus de pimientos del piquillo

(Sin votaciones todavía) Cargando…

Un exquisito paté de verduras muy simple de realizar y con un gusto exquisito. Idóneo para un temtempié o aun para llevar a cabo torradas de verduras.

Preparación punto por punto

  1. En la Thermomix, agregamos los garbanzos cocidos y trituramos hasta conformar una pasta mantecosa y sin grumos.
  2. Ahora agregamos los pimientos del piquillo, troceados o aun enteros. Revuelve nuevamente a fin de que los 2 elementos se mezclen a la perfección.
  3. En este momento añade tahini, jugo de medio limón, ajo, sal y comino al gusto.
  4. Regresa a machacar hasta conseguir la rigidez deseada de hummus.
  5. Para finalizar revisar la sal y si falta añadir.
  6. Añade una medida pequeña de agua a la mezcla para hallar la textura deseada. Se debe tener precaución de no añadir bastante a fin de que no quede bastante líquido.
  7. Sirve en un envase hondo, añade algo de aceite de oliva y espolvorea con 1 cucharada chica de pimiento dulce para adornar.
  • Si no hallas tahini, puedes llevarlo a cabo en el hogar, solo desmenuza las semillas de sésamo y agrégalas a una cazuela pequeña con una medida pequeña de agua. Revuelva bien para conseguir una pasta o crema despacio.
  • Además de esto, si el hummus queda bastante ácido con el jugo de limón, añadir ½ cucharada chica de aceite de oliva suavizará el gusto.
  • La rigidez va a depender de de qué manera lo desees comer. Si está un tanto líquida, sencillamente añada mucho más garbanzos a la mezcla, en cambio, si está bastante densa, añada una medida pequeña de agua.
  • Asimismo puedes llevar a cabo un hummus vegano de pimiento colorado acompañado de palitos de verdura o usarlo como aliño de una ensalada de verduras. Esta alternativa es sana y muy rápida para los fanáticos de la comida sana.
  • La utilización de esta receta es muy polivalente, puedes hacerla para untar un tanto sobre la base de pizza y tortilla. O cómelo a la forma clásico, acompañado de pan chato o los populares nachos mexicanos.

una merienda muy saludable antes de nuestras comidas primordiales

  • 400 gramos de garbanzos cocidos
  • 250 gramos de pimientos del piquillo escurridos
  • 70 gramos de aceite de oliva virgen
  • 2 medidas de cuchara de tahini
  • 1 cucharada chica de pimentón dulce
  • 1/2 cucharada chica de pimienta de cayena
  • 1 migaja de comino molido
  • sal

Deja un comentario