Receta arroz meloso con pollo

Te enseñamos a cocinar arroz meloso, en un caso así pollo, con todos y cada uno de los trucos a fin de que quede súper cremoso. Prosigue punto por punto la receta y triunfa con este arroz meloso.

Modelos precisos:

Ya conoces de qué forma llevar a cabo sopa de arroz con pollo

Quisiera que te haya dado gusto la receta. ¡Anímate y cocínalo! Vas a ver lo simple que es llevarlo a cabo y vencer en la mesa.

Permíteme comprender lo que piensas de la receta dejando un comentario. ¿Añadirías o quitarías algo? Permíteme comprender tus recomendaciones. No seas tímido y pregunta cualquier duda que poseas sobre la preparación. ¡Voy a estar encantado de guiarte!

Modo de preparación

  1. Picar finamente la cebolla y el ajo.
  2. Lavar, despepitar y recortar el pimiento verde.
  3. Mondar las zanahorias y cortarlas en cubos pequeños o rodajas finas.
  4. Se limpia el pollo de grasa y se corta en pedacitos pequeños.
  5. Calentar 8 o 9 medidas de cuchara de aceite de oliva en una olla o cazo.
  6. Sofreír la cebolla a fuego medio hasta el momento en que esté prácticamente transparente.
  7. Entonces añadir el ajo picado y sofreír.
  8. Añadir el pimiento verde. Revuelva y cocine a fuego retardado a lo largo de unos minutos.
  9. En el momento en que todas y cada una de las verduras estén prácticamente blandas, agregamos el pollo, cortado en pedacitos pequeños y fritos. Sal y pimienta y combinar bien.
  10. Añadir el arroz y sofreír todo junto a lo largo de 1-2 minutos. Retire para eludir que se pegue.
  11. Vierta el vino y deje que el alcohol se evapore a lo largo de 1-2 minutos.
  12. Añade 1 cucharada de colorante alimenticio.
  13. Añadir la zanahoria troceada.
  14. Vierta el caldo de pollo o triture un cubito de caldo de pollo y vierta agua ardiente hasta contemplar (precisamente 2 1/2 tazas (625 mL)).
  15. Tape el plato y cocine a lo largo de 16 a 20 minutos. El tiempo de cocción es aproximado, es dependiente del género de arroz y del punto esperado. Se aconseja evaluar hasta hallar el punto perfecto, o sea, al dente, ni bastante estable ni pasado. Asimismo hay que tener en consideración que en el final de la preparación se deja descansar 5 minutos.
  16. Revuelva esporádicamente, sazone con sal y pimienta si es requisito. Además de esto, asegúrese de que el arroz no se pegue y que el caldo no se escape. Si es requisito, añada un tanto mucho más de caldo o agua no muy caliente.
  17. Pasado el tiempo, quita del fuego y deja el arroz en la cazuela tapada a lo largo de 5 minutos.
  18. Ser útil instantaneamente, recién listo.

Mejorando la base de arroz. Saltear el pollo y los champiñones

  1. Empezamos deshuesando los trozos de pollo y retirando la grasa sobrante. Tenemos la posibilidad de solicitarle a nuestro carnicero que nos dé el pollo deshuesado.
  2. Si deseas llevarlo a cabo con exactamente el mismo género de cortes, te invito a muslos de pollo deshuesados, tienen algo de grasa pero la carne es magra como una pechuga pero sin llegar a estar tan seca.
  3. En una olla grande, donde después coceremos el arroz, sofreímos el pollo con un chorrito de aceite de oliva. Asamos el pollo con sus caras, sin machacarlo en demasía.
  4. Añadir los dientes de ajo picados, los champiñones limpios y troceados y los champiñones pelados y cortados en cuartos. Cocine a lo largo de 5-6 minutos hasta el momento en que los champiñones empiecen a ablandarse.
  5. Añadir a la olla el chorizo ​​picado, el laurel y el azafrán. Cocine por otros 4-5 minutos. Añade la salsa de tomate y mezcla con el resto de los elementos. Cocine a lo largo de 2-3 minutos.
  6. Verter sobre el vino y dejar evaporar el alcohol unos minutos.
  1. Agregamos el arroz y sofreímos un tanto quitando todo de manera cuidadosa a fin de que absorba la grasa y cuaje y absorba el gusto. Dejar otros 2 minutos a fuego medio, quitando con una cuchara o espátula de madera a fin de que no se pegue.
  2. Para conseguir un buen arroz dulce, requerimos calcular esmeradamente el agua requerida. Entonces, el arroz prosigue absorbiendo el caldo una vez que se apaga el fuego. El punto y final de esta clase de arroz no ha de ser ni bastante seco ni caldoso. Las medidas líquidas precisas son 3 unas partes de caldo por cada 1 de arroz. Sin embargo, si apreciamos que el arroz está un tanto duro, pero la olla no posee bastante líquido, vamos agregando agua de a poco hasta el momento en que esté cocido.
  3. Una vez que el arroz haya absorbido todo el gusto del guiso, añade el caldo ardiente a la sartén. Ascendemos la temperatura al límite hasta el momento en que comience a hervir y también justo después la reducimos a la mitad. Hay que realizar de a poco (tarda unos 18-20 minutos).
  4. Pruebe el arroz a media cocción y añada sal y pimienta si es requisito.
  5. Sacar del fuego y dejar descansar 5 minutos. Servimos el arroz espolvoreado con unas cebolletas picadas.

Tiempo: 1 hora

Si debes ser útil cualquier clase de arroz en la mesa justo después de que haya fallecido, tienes que proseguir precisamente esta instrucción pues en caso contrario el arroz proseguirá cocine con el calor residual y puede estar bastante cocido por unos minutos. Si hay que hacerlo con anticipación, mi recomendación es dejar todo listo y inmediatamente antes de comer regresar a la receta al instante de añadir el caldo.

Puedes ser útil la paella en el centro de la mesa sobre una esterilla o de manera directa ser útil el arroz en los platos de los comensales. Prolonga las piezas de pollo y seguramente alguna gente te afirmará que desea aproximadamente caldo. No olvidéis poner rebanadas de pan en la mesa para los que les agrade acompañar con arroz y asimismo con limón, una práctica muy murciana y popularizada a otras zonas. A mí en lo personal me chifla con un óptimo chorrito de limón 😛

Deja un comentario